dish network litchfield new hampshire
Contractor Houston

PUEBLOS COMUNIDAD VALENCIANA                                                  CASTELLON

Datos del Pueblo

Alquerias Del Niño Perdido

Pueblo

Localidad: Alquerías del Niño Perdido

Municipio

Alquerías del Niño Perdido / Comarca: Plana Baixa / Baja

Provincia

Castellon

Comunidad

Valenciana

Habitantes 2003

3.746

 

Ayuntamiento

Dirección

Plaza Mayor, 1

Código postal

12539 

Teléfono

964592000

Fax

964515375

Oficina Turismo

Contactar con Teléfono citado

Web Oficial

Ayuntamiento de Alquerías del Niño Perdido

Web de Interés

Alquerias del Niño Perdido Patronato Provincial de Turismo

Alquerías Niño Perdido Página oficial de la FVMP

Alquerías del Niño Perdido Página oficial de CIVIS

E-mail municipio

Contacto
 

Añadir Fotos

El término municipal de Alquerías del Niño Perdido limita con las localidades de Villarreal, Burriana, Bechí y Nules, todas ellas de la provincia de Castellón.

Se sitúa esta localidad en la parte más llana de la comarca de la Plana Baja y rodeada de campos de naranjos, por lo que el paisaje de Alquerías es totalmente llano y con presencia de numerosas alquerías y casas de campo.
Un paseo por las calles del municipio nos llevará a ver interesantes viviendas de estilo modernista en una localidad de intensa vida. Desde su segregación (1985), Alquerías ha vivido una importante expansión urbanística y una notable mejora de sus infraestructuras viarias y dotacionales.
Se accede a este pueblo desde Castellón o Valencia tomando la N-340 o por la AP-7. Tiene también acceso ferroviario a través de la línea de cercanías de RENFE Valencia-Castellón.

Alquerías del Niño Perdido (tradicionalmente Les Alqueries del Riu Sec) tiene su origen en las alquerías musulmanas de Bellaguarda, Bonastre y Bonretorn. Con la llegada del rey Jaime I de Aragón y la fundación del Reino de Valencia aquellas alquerías musulmanas pasaron a integrar una parte del entonces recién fundado término municipal de Villarreal.
El nombre de la localidad viene de la imagen de Nuestra Señora del Niño Perdido que los monjes de Caudiel (Alto Palancia) dejaron en el oratorio del Buen Retorno (Bonretorn) en 1683. Este oratorio forjó durante siglos la identidad unificada de esta población al ejercer de punto de unión de los diversos núcleos habitados de la zona.

La segregación de Alquerías (1985) puso final a una larga historia de desencuentros entre la nueva población y Villarreal. La separación física entre el casco urbano de ambas poblaciones fomentó durante siglos el sentimiento peculiarista de la antigua pedanía, de origen muy antiguo, y que ya en el siglo XIX contaba con escuelas y un cementerio parroquial. Durante el siglo XX la ausencia de inversiones significativas de Villarreal en Alquerías acentuó progresivamente la sensación de agravio histórico de la pedanía. Tampoco debe olvidarse que los alquerienses nunca se consideraron villarrealenses y éstos nunca consideraron villarrealenses a los de Alquerías. Esta falta de sensibilidad integradora por parte de Villarreal, la ausencia de un sentimiento villarrealense en Alquerías junto con la ausencia de inversiones condujeron al inicio del litigio por la segregación.
Las pretensiones segregacionistas de Alquerías comenzaron en 1929 y continuaron en 1953 y 1978 sin ningún éxito. En 1980 el Consejo de Estado emite un informe favorable a la segregación de Alquerías, pero el gobierno de UCD acaba frustrando la creación del nuevo municipio, muy posiblemente por las presiones obstruccionistas de Vila-real, población que teme perder una parte importante de su término municipal. En efecto, los abogados que defendieron la segregación de Alquerías solicitaban la creación de un municipio al sur del río Seco de Bechí que abarcaría el 40% del territorio villarrealense. Pese a los notables éxitos de Villarreal por abortar la segregación, el 15 de junio de 1984 Tribunal Supremo estima el recurso que permitirá la creación del nuevo municipio. La sentencia del Supremo supone una victoria moral de los alquerienses, no solo por ver posible la creación del nuevo municipio, además verán reconocida su aspiración de incluir el Pla Redó (partida municipal de Villarreal estrechamente vinculada a Alquerías) dentro del nuevo término municipal. Un año después, el 25 de junio de 1985, la Generalitat Valenciana crea por decreto el municipio de Alquerías del Niño Perdido, pese a que el Pla Redó queda finalmente en manos de Villarreal. La segregación de Alquerías acaba suponiendo a Villarreal la pérdida del 30% de su antiguo término, una decisión que suscitó una agria polémica en esta población.

Su economía está basada en la agricultura con predominio del cultivo del naranjo. La industria principal es la dedicada a la manipulación y transformación de cítricos.

buscador google
Búsqueda personalizada
Destinos Comunidad Valenciana
Menú
Usuario
Nombre:

Contraseña:

Recordar



¿Recuperar la contraseña?

Regístrese
Buscar
Codigos Postales Nucleos Poblacion